“mientan, mientan, que algún perejil terminará creyéndonos” “mientan, mientan, que algún perejil terminará creyéndonos”
Mentiras golpistas sobre la economía boliviana. De igual manera a como quisieron instalar (sin una sola prueba), que hubo fraude electoral, ahora pretenden posicionar... “mientan, mientan, que algún perejil terminará creyéndonos”

Mentiras golpistas sobre la economía boliviana. De igual manera a como quisieron instalar (sin una sola prueba), que hubo fraude electoral, ahora pretenden posicionar la falsedad de que la economía del país está en crisis.

“Miente, miente que algo quedará”, es el dicho preferido del gobierno de facto, repitiendo la falacia de que la economía boliviana es “malísima”, cuando lo cierto es que el gobierno de Evo Morales dejó un país económicamente fuerte.

La autoproclamada y ahora candidata Jeanine Añez, mintió en su discurso del 22 de enero, al señalar que Bolivia está en una situación económica poco menos que catastrófica, lo que a todas luces es un insulto a la inteligencia de los bolivianos, quienes son testigos de que, en los últimos 14 años, el país creció más que en toda su vida republicana junta.

Las cifras no mienten: Seis mil nuevas escuelas, miles de ítems en educación y salud, siete millones de personas que disfrutan de gas domiciliario, miles de kilómetros de carreteras asfaltadas y el incremento del salario básico de Bs 400 a Bs 2.100 son solo algunos ejemplos del buen manejo de la economía del gobierno de Evo Morales.

Sin embargo, el principal logro económico del gobierno destituido, fue la reducción de la pobreza en un 50% y el consiguiente tránsito de tres millones de bolivianos a la clase media, gracias a la nacionalización de los hidrocarburos y de las empresas estratégicas del Estado.

Y esto sin contar los bonos como la renta Dignidad, Juancito Pinto, Juana Azurduy y el Subsidio Universal Prenatal, que mejoraron la vida de los sectores más vulnerables de la población.

Pero según “la mentirosa”, la economía está casi en colapso, cuando lo cierto es que nuestro país es líder en crecimiento económico a nivel continental.

Ahora, los neoliberales reaparecidos, quienes se enriquecieron robando al pueblo y entregando los recursos naturales a los yanquis, tienen el cinismo de volver con la cantaleta de que Bolivia “se nos muere”, para justificar un nuevo saqueo de nuestras empresas.

 

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter