LA “HUESOS” BUSCA IMPONER EL SILENCIO LA “HUESOS” BUSCA IMPONER EL SILENCIO
Ministra de Comunicación ‘de facto’ criminaliza a medios alternativos, comunitarios y comerciales. Paso a paso, la “Huesos”, alias de la ministra de comunicación, inicia... LA “HUESOS” BUSCA IMPONER EL SILENCIO

Ministra de Comunicación ‘de facto’ criminaliza a medios alternativos, comunitarios y comerciales.

Paso a paso, la “Huesos”, alias de la ministra de comunicación, inicia el acoso para forzar a los medios a alinearse a las políticas de persecución, detención y violencia.

Primero silenció la red de radios de los pueblos originarios (RPOs), para luego inventar una figura de alquiler de las radioemisoras, en una franca violación de la normativa, para así garantizar la voz de los golpistas en las 90 emisoras dispersas en todo el país.

Luego vino el amedrentamiento a cualquier palabra disidente con la detención de varios miembros del colectivo alternativo “La Resistencia”, quienes difundían en redes sociales y radio. Otra vez, el argumento fue la ilegalidad, penalizando a un grupo de jóvenes que en realidad dejaron de operar en agosto.

Después, una nota de prensa acusa que -a través de la Autoridad de Telecomunicaciones y Transporte (ATT)- se pretende retirar la licencia de uso de frecuencia al canal televisivo Abya Yala. El medio, presentó el contrato que comprueba su legalidad y además -agrega- todas las obligaciones impositivas, laborales e institucionales al día. En facebook, artistas de varias disciplinas comentan “Fuerza Abya Yala, único medio que da espacio a la cultura”.

Los blancos siguientes son grandes redes de larga data como ATB, PAT y el periódico nacional La Razón. La “Huesos” los acusa de ser medios de Evo Morales, sin presentar ninguna prueba.

Los acusa de evasión fiscal. ATB se defiende y en un comunicado público aclara que “ATB viene cumpliendo con sus obligaciones impositivas y sociales”.

Finalmente, el régimen llega al blanco que denomina “sedicioso”, cual es la radioemisora Kausachun Coca, medio comunitario creado por las federaciones del Trópico de Cochabamba. “La libertad de expresión tiene límites”, señala la “Huesos”, en abierta advertencia de cierre, después de que ordenara decomisar los equipos de una de sus repetidoras.

En las redes sociales abundan comentarios que ponen a Añez como peor que el anterior gobierno.

Resulta que Evo Morales nunca cerró ningún medio de comunicación, ni llevó a ningún periodista a la cárcel.

Esa es la gran diferencia.

La libertad de expresión fue irrestricta.

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter